Anne Sullivan

Senti-palabra

Anne no la tuvo fácil.

Había perdido casi toda su vista a causa de enfermedades en la infancia. Quedó huérfana y su único hermano se suicidó. Pero el corazón de esta Maestra de Maestras se tejió de resiliencia. Entonces, la vida le puso otro caso imposible en el camino. Helen tenía siete años y era ciega y sorda. Imagínate.

Cómo lograr comunicarse con ella?

La cosa no fue fácil, pero a fuerza de puro tacto, Helen aprendió a hablar, dio cauce a una inteligencia deliciosa, se graduó con honores en Harvard y se transformó en una escritora laureada.

Anne Sullivan, extraordinariamente sensible y tozuda en el mejor de los sentidos viene a recordarnos la importancia de siempre mezclar el trabajo y los cariños. 

En la página vas a encontrar una película completa sobre el proceso de este vínculo tan poderoso.

Helen y Anne estuvieron juntas toda la vida, otro par de almas para recordarnos que no hay nada más importante que las amigas.

Querés más información?

Por acá te cuenta Wikipedia.

Una peli sobre su trabajo...

Investigá...